miércoles, 22 de abril de 2015

Aceite de Coco. Un gran aliado de la belleza y la cocina.

Estoy tan contenta con este aceite que me compré hace unos días! Pensé que me iba a ser difícil encontrarlo pues debía ser orgánico y prensado en frío, características poco frecuentes por aquí, pero en este caso no me puedo quejar porque lo conseguí enseguida (marca Prana en Uruguay).
Aceite de Coco Orgánico

El Aceite de Coco es uno de los mejores aliados para la salud de la piel, el cabello y de todo nuestro organismo si lo introducimos en la cocina.
Unos 2/3 de la grasa saturada del aceite de coco está compuesta por ácidos grasos de cadena mediana, fácilmente digeridos por nuestro organismo para obtener energía porque no requieren de la intervención del páncreas ni de la vesícula biliar.
Tiene propiedades antivirales, antibacteriales e inmunológicas. Sin embargo algunos médicos sostienen que puede tener efectos negativos en el colesterol. En todo caso, por precaución, habría que ingerirlo con moderación.
Tiene menos calorías que los aceites convencionales y se dice que es ideal si buscas perder unos kilos porque el organismo no lo almacena como el resto de los alimentos con grasa. El Aceite de Coco produce cuerpos cetónicos imitando los efectos de una dieta sin carbohidratos y reducen la ansiedad por comer, porque el azúcar ingresa fácilmente al cerebro pero de forma diferente. Según el Dr Salomon Jakubowicz este aceite actúa como Metformina para adelgazar, facilita que el azúcar de los alimentos ingrese al músculo al mejorar la resistencia a la insulina.
La dosis recomendada por este médico es de 1 cucharada en el desayuno y otra en la cena.
Otros recomiendan 50 gramos al día (3 cucharadas y media).

Para la piel es uno de los mejores hidratantes que hay y ayuda a eliminar las células muertas. Por su contenido de ácido láurico combate las bacterias que causan el acné.

Les cuento sólo algunos de los usos del Aceite de Coco.

1. Como desmaquillante natural e hidratante.
 Por las noches, cuántas veces nos da pereza hacer los rituales de limpieza e hidratación. Con este aceite lo que hago es simplemente tomar una esponjita facial o un algodón untado en Aceite de Coco y me limpio toda la cara incluyendo los ojos, las pestañas y también el cuello. Retiro toda la suciedad que la piel acumuló durante el día, así como los restos de maquillaje. Luego se puede lavar la cara para quitar lo que queda del aceite o dejarlo para que actúe como hidratante nocturno.
Ayuda a retener la humedad de la piel manteniéndola hidratada, tonificada y suave.
Es antioxidante por lo que previene las arrugas y manchas. Y como les decía antes, también combate el acné.

2. Como fortalecedor de pestañas.
No te preocupes si te queda un poco de aceite en las pestañas porque las fortalece y promueve su crecimiento.

3. Para el contorno de los ojos y párpados.
Si se aplica debajo de los ojos y en los párpados, reduce la hinchazón, bolsas y arrugas.

4. Como exfoliante
Mezclado con azúcar rubia orgánica o sal marina resulta un exfoliante muy nutritivo para todo el cuerpo.
Se utiliza 1 parte de aceite que se calienta a fuego muy suave en una cacerola y luego se añaden 2 partes del azúcar o sal. Revolver 2 minutos cuidando que no se derrita el azúcar, se apaga, se deja reposar unos minutos hasta que quede a temperatura ambiente, y se aplica sobre la piel un rato antes de bañarse.

5. Como hidratante corporal
Lo pasamos por todo el cuerpo igual que cualquier crema, con la diferencia que no tiene productos químicos  ni alcohol por lo que no se evapora y entonces es totalmente absorbido por la piel y queda realmente suave por más tiempo. Es ideal para los pies cuando tenemos los talones resecos.

6. Para las estrías
Es muy bueno para la piel dañada. Se aplica en las zonas más propensas a la aparición de estrías antes de acostarse. No es una solución inmediata pero ayuda.

7. En los labios
Si tus labios se resecan con facilidad, en invierno por el frío y en verano por el sol, esto es perfecto porque los mantiene humectados por más tiempo y evita que se agrieten. Además el Aceite de Coco los protege del sol porque tiene Factor de Protección Solar 4 - 6.
Yo separé una porción del aceite y lo pasé a un pote pequeño para tenerlo en la cartera y lo uso como labial.

8. Como bronceador y autobronceante.
Como les decía, el aceite tiene FPS 4-6 así que si tomas sol muy tarde o muy temprano, puedes usarlo como bronceador. A mi me ha quedado un color suave y duradero. Y lo que es más importante podemos evitar el uso de los tan "recomendados" protectores solares pues la mayoría de ellos contienen químicos tóxicos y cancerígenos que son absorbidos por nuestra piel y por lo tanto ingresan rápidamente a nuestro torrente sanguíneo. Evitemos los que contienen Oxibenzona y Vitamina A (Retinol Palmitato).
Como autobronceante no lo he probado aún y además no tengo bañera, lo que se hace es mezclar aceite de coco y café molido usado y colocarlo en la bañera. Ya veré si se me ocurre otra forma de implementarlo que no requiera una bañera.

9. Para las verrugas.
En mi caso me salió una pequeña verruga cerca del ojo, y ya se redujo con menos de una semana de aplicar el aceite.

10. Calambres en las piernas y várices
Mejora la absorción de calcio y potasio. Se masajean las piernas y los pies con Aceite de Coco y además se puede tomar una cucharadita. En mi caso resulta muy conveniente porque a veces aún tengo calambres a pesar de que mejoré el consumo de potasio.

11. Para el cabello
Este uso es sin duda uno de mis favoritos. Lo aplico sobre las puntas del cabello disribuyéndolo de manera uniforme. Actúa como acondicionador y desenredante y no se enjuaga! Ideal para cabellos secos, gruesos y para contrarrestar los daños que produce el secador, la planchita y las tintas.


12. En la cocina
La gran ventaja del Aceite de Coco en la cocina es que es el único que no se oxida al cocinarlo por lo que resulta el más seguro a la hora de saltear, freír y hornear. En general se utiliza como sustituto de la manteca. Es muy usado en los países asiáticos. Ayer lo he probado con un arroz integral salteado y me ha quedado con un sabor agridulce, diferente y delicioso.
Como aderezo de ensaladas se puede mezclar con aceite de oliva, mitad de cada uno.
Si te encanta el café con crema, sustituye la crema por una cucharadita de Aceite de Coco.
Además queda riquísimo en licuados, proporciona un sabor muy especial y funciona como suplemento. Lo recomiendo especialmente en licuado de frutillas, queda riquísimo!


¿Verdad que les dan ganas de probarlo?
Si tienen dudas aquí les dejo la composición de este aceite

Fuente: aceitedecoco.org
Recuerden consultar con su médico.






Publicar un comentario